Estos alimentos crees que adelgazan, pero no es así

Los comes con toda tranquilidad porque en algún momento algo, o alguien, te hizo pensar que te ayudarían a controlar tu peso. Pero a veces las cosas no son lo que parecen, y puede que te estés apropiando de unas calorías de más sin saberlo
iStock-530508382

La fruta deshidratada
Sigue siendo fruta y sigue conservando estupendas propiedades, eso no podemos discutirlo. Pero el proceso de deshidratación hace que acumulen hasta tres veces más azúcar que la misma fruta al natural. No hace falta que renuncies a ella, porque puede ser un snack muy acertado si vas a hacer ejercicio físico o para evitar bajadas de glucosa entre horas, pero no creas que puedes comerla con la misma impunidad calórica que te ofrece cualquier fruta fresca.

Cereales de desayuno
No queremos decir que no incluyas cereales integrales en tu desayuno, como la avena, pero sí que mires con lupa el etiquetado de aquellos que se presentan como “cereales de desayuno”. La gran mayoría de ellos contienen grandes cantidades de azúcar oculto, por mucho que se presenten como saludables o integrales. Si no quieres tomar más azúcar o más calorías de las que crees estar tomando, recuerda leer con atención las etiquetas y opta por avena integral, fruta troceada o semillas.

Pan sin miga
Es todo un clásico que no ha perdido aún su vigencia. Desde hace años son muchas las personas que toman biscotes, sobre todo en el desayuno, en sustitución de una rebanada de pan convencional, con la idea de que así se engorda menos. Pero lo cierto es que este pan, al no tener agua, es más energético que el pan tradicional, además de contar con grasas vegetales añadidas que no son necesarias, como el aceite de palma o el de girasol. Si quieres tomar pan en el desayuno, disfruta de una buena rebanada de pan integral.

Las mermeladas light
Lo cierto es que no hay mucha diferencia entre una mermelada light y una que no lo sea en lo que a azúcar se refiere. Las mermeladas engordan, en cualquiera de sus versiones, y se consideran uno de los alimentos con más azúcares de consumo habitual, incluso la ligth, que solo tiene 13 kcal. menos que la versión normal, por no hablar de que consigue su dulzor mediante edulcorantes sintéticos.

Te puede interesar