Minimiza el dolor articular con estos antiinflamatorios naturales

POR UNA VIDA MÁS SALUDABLE Por Camila MARTINEZ
Antiinflamatorios-naturales

Linaza
Las semillas de linaza o lino actúan como antiinflamatorios naturales para tratar el dolor articular. Su composición a base de omega-3 de origen natural ayuda a reforzar el sistema inmunológico a la vez que combate infecciones que se crean alrededor de las articulaciones.

Para ello toma 2 cucharadas diarias de semillas de lino, ya sea que las incluyas en un batido o en ensaladas. Pero nunca las cocines, ya que se pierde gran parte de sus nutrientes.

Cúrcuma
La cúrcuma es una especie originaria de Asia que aporta un color a las comidas y es excelente para tratar el dolor articular. Esto se debe a sus propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y energéticas, lo cual ayuda a combatir los procesos infecciosos que el cuerpo debe reparar y desintoxica cualquier tejido herido.

Para ello calienta 3 tazas de agua. Cuando hierva, agrega 1 cucharada de cúrcuma y deja que siga en ebullición durante 10 minutos. Apaga y deja reposar. Filtra e incorpora 3 cucharadas de miel. Bebe con regularidad esta infusión de cúrcuma a lo largo del día para tratar la inflamación y el dolor articular.

Romero
El romero es una hierba medicinal que aporta un aroma característico y es utilizado para varios tipos de remedios. Esta planta tiene la propiedad de actuar del mismo modo que un calmante, ya que ayuda a minimizar todo tipo de dolores articulares. Esto se debe básicamente a su composición de ácido ursólico, el cual combate de forma eficaz este tipo de infecciones que se producen en las articulaciones de manos y rodillas y, alrededor de los cartílagos.

Para ello habría que realizar una infusión con 2 tazas de agua hirviendo e incorporar 200 g de romero fresco. Dejar reposar durante 20 minutos y tomar 2 tazas al día.

Te puede interesar