Eyaculación precoz, seca o retardada: las tres consultas más frecuentes de los hombres al urólogo

Son alteraciones que se pueden tratar. Es bueno reconocerlas e intentar superarlas para vivir a pleno el placer en pareja.
images?q=tbn%3AANd9GcRAQ3Zo6CZOG3yKJA_oWMKs4AMZi7x-eI6jSXeTfdyuFW0M8MEo&usqp=CAU

a creencia popular afirma que la prueba del orgasmo en el hombre está en la eyaculación. Sin embargo, la expulsión del semen no es tan sencilla como parece. Algunos varones no pueden terminar de ese modo. Otros, expulsan el fluido hacia la vejiga. Es un mecanismo que puede verse alterado de diferentes maneras.

"La eyaculación es la salida de esperma a través de la uretra o el pene, independiente que sea por sexo, masturbación o sueños", responde a Con Bienestar el urólogo Martin Lerner (M.N. 99.513). "La falta de emisión o aneyaculación no siempre va acompañada de falta de orgasmo. Esto es un motivo de consulta y conflicto de pareja muy frecuente", reconoce el médico.

El "orgasmo seco" tiene lugar cuando el hombre alcanza el clímax sexual pero no se produce eyaculación. Lo que sucede es que el semen, en vez de ser expulsado por el pene, se queda dentro de la vejiga. "Hay que estudiar las causas de falta de emisión de esperma o aneyaculación", advierte Lerner.

Otro factor es el agotamiento del semen. Sucede por lo general en hombres jóvenes por tener orgasmos cortos y muy seguidos, lo que ocasiona que simplemente se agote, hasta que un tiempo después, gradualmente, se vuelve a producir.

La disfunción sexual más frecuente en el varón es la eyaculación precoz. Se produce cuando un hombre tiene un orgasmo durante la relación sexual antes de lo esperado o deseado. Para diagnosticarlo, el médico suele basarse en la historia clínica y un examen físico, aunque también puede pedir un análisis de sangre u orina para descartar cualquier problema del organismo que pueda provocarla.

Cuando sucede al revés, es decir cuando el hombre necesita mucho tiempo de estimulación sexual para alcanzar el clímax y eyacular, se podría estar hablando de una eyaculación retardada.

"No hay un tiempo específico que indique un diagnóstico de eyaculación retardada. Un hombre probablemente la experimente si el retardo provoca angustia o frustración, o si tiene que pausar la actividad sexual a causa de fatiga, pérdida de la erección o por pedido de la pareja", sostiene el especialista y aconseja, ante estas situaciones, consultar con un experto en disfunción sexual.

Te puede interesar