Practicar cardio antes o después de entrenar ¿Qué es mejor?

NOTICIAS DE INTERÉS Por Ana COHEN
Ejercicio-cardio

El combinar un entrenamiento de cardio y de fuerza es algo muy común. Y es que resulta una excelente idea, ya que un cuerpo precisa de ambos. Sin embargo, es habitual preguntarse, si es mejor practicar cardio antes o después de entrenar. Pero está incógnita no tiene una respuesta inmediata, ya que hacer cardio antes o después, dependerá del objetivo que quieras alcanzar. Así que habría que definir bien la meta.

Practicar cardio antes o después para perder peso
Si tu objetivo es bajar de peso, lo ideal es realizar un trabajo de cardio tras la sesión de musculación. Puede ser un calentamiento corto y un cardio de 5 minutos. Enseguida trabajar con una sesión de entrenamiento de fuerza para ganar musculatura o tonificar. Terminar con cardio a una intensidad de media-alta.

En este caso, hacer cardio antes o después de las pesas si es primordial. Si lo haces después, el cuerpo habrá calentado y, con ello, habrá hecho un gasto calórico significativo. Esto significa que probablemente al realizar ejercicios de cardio después, el cuerpo tome combustible que requiere de la grasa corporal.

El cuerpo debe tener la capacidad para hacer ejercicio cardio con intensidad. Si se encuentra agotado, el entrenamiento cardio va a ser suave y no servirá de mucho. Para ello habría que plantear modificar el plan entrenamiento semanal para hacerlo más adecuado y efectivo.

Practicar cardio antes o después para mejorar la masa muscular
Si el objetivo es mejorar la masa muscular, no tiene sentido anteponer la resistencia a la fuerza. Si tu cuerpo llega agotado o debilitado al entrenamiento de fuerza, seguramente no podrás alcanzar los objetivos. Estarás demasiado cansado para un trabajo eficiente e incluso puede llegar a ser peligroso. Si planeas hacer cardio antes o después de entrenar con pesas, ten en cuenta que la debilidad facilita la aparición de errores.

Practicar cardio tras la musculación es una opción, pero también tiene sus puntos negativos. Así que para evitarlo, puedes tomar una pequeña cantidad de proteína entre ambas. Sin embargo, para lograr la meta estipulada, lo recomendable es separar ambos tipos de entrenamiento. El cuerpo necesita tiempo de recuperación y esto va a permitir mejorar de forma eficaz.

Practicar cardio para mejorar la forma física en general
En este caso es indiferente si comienzas con entrenamiento de fuerza o de resistencia. Sin embargo, es importante definir los objetivos de cada entrenamiento. Si solo puedes entrenar dos días por semana, habría que dedicar más tiempo, energía e intensidad en uno a la fuerza y en otro a la resistencia. Además, habría que poner en primer lugar el tipo de entrenamiento que te interesa.

No obstante, siempre es importante tener las ideas claras. Ten en cuenta que el descanso del cuerpo es importante para la recuperación. Pero hay distintas maneras de combinar ambos tipos de entrenamiento en un mismo día sin hacerlo en una sesión continua. En este caso, puedes plantear practicar cardio antes o después de entrenar un mismo día, pero con horas de separación.

Así que el practicar cardio antes o después de entrenar no tiene una respuesta única, ya que todo dependerá de los objetivos que tengas en mente. Recuerda que si tienes duda no dejes de acudir con los expertos para que puedan asesorarte mejor.

Te puede interesar