Legionella en la Argentina: todo lo que hay que saber de la bacteria que causó el brote en Tucumán

SALUD Por Ana COHEN
TPEC2MSZQRHZDJJQXMXPP24ISI

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, confirmó este sábado que la bacteria Legionella Pneumophila es la causante del brote de neumonía bilateral en el sanatorio Luz Médica de San Miguel de Tucumán.

 
“Lo que hay es un brote de legionella con neumonías bilaterales; en algunos pacientes son de consideración, son graves”, contó Vizzoti. “Tenemos información preliminar. En 4 muestras, en 3 se está aislando una bacteria que se llama Legionella. Se confirma que se trata de un brote de Legionella en un centro de salud”, señaló la funcionaria en conferencia de prensa.

La ministra buscó llevar tranquilidad y dijo que se están tomando todas las medidas pertinentes para contener el brote. “El contagio es por inhalación”, explicó.


“Hay 12 pacientes internados. La recomendación es trasladas a los pacientes internados a otro hospital para generar las acciones en el edificio para que sea seguro volver a trabajar en este centro de salud”, sumó la ministra Vizzotti.

Qué es la legionella pneumophila
La Organización Mundial de la Salud (OMS) describe a la bacteria legionella pneumophila como la causante de una “enfermedad del legionario” que puede agravarse al no tratarse.


Su primer registro data de 1977, cuando provocó un brote de “neumonía grave” un año antes en un centro de convenciones en los Estados Unidos.

“La forma más común de transmisión de Legionella es la inhalación de aerosoles contaminados, producidos en conjunción con pulverizaciones, chorros o nebulizaciones de agua. La infección también puede tener lugar a través de la aspiración de agua o hielo contaminados, sobre todo en pacientes hospitalizados vulnerables”, advierte el ente sanitario en su sitio oficial.

Cuáles son los síntomas de la legionella pneumophila
La OMS formula una distinción entre dos tipos de enfermedades causadas por la bacteria de legionelosis: neumónicas como las no neumónicas.

La forma no neumónica (fiebre de Pontiac) es una enfermedad aguda de resolución espontánea que se manifiesta con síntomas similares a los de la gripe y remite en general, a los 2 o 5 días de contraerla.

“El periodo de incubación oscila entre unas pocas horas y un máximo de 48 horas. Los síntomas principales son fiebre, escalofríos, cefalea, malestar general y dolor muscular (mialgia). No se conocen casos de muerte asociados a este tipo de infección”, especifica la publicación.

En tanto, la enfermedad del legionario, en su formato neumónica, cuenta con un periodo de incubación de 2 a 10 días, aunque en algunos brotes se registraron hasta 16 días después.

Los síntomas iniciales son fiebre, pérdida de apetito, cefalea, malestar general y letargo. “Algunos pacientes también refieren dolor muscular, diarrea y confusión”, continúa.

Cómo se contagia la legionella pneumophila
En cuanto a la forma de transmisión de la bacteria de Legionelosis, la más frecuente es la inhalación de aerosoles contaminados. “Las fuentes de aerosoles que se relacionaron con la transmisión de legionella incluyen torres de enfriamiento para aire acondicionado, sistemas de agua fría y caliente, humidificadores e instalaciones de hidromasaje”, puntualiza.

La infección también puede producirse por aspiración de agua o hielo contaminados, sobre todo en pacientes hospitalizados vulnerables, o por exposición del recién nacido durante los partos en el agua. En tanto se descarta la transmisión directa de persona a persona.

Fuente: TN

Te puede interesar