Chicos desvelados: cómo ayudarlos a descansar en cuarentena

SER PADRES Por Julia VOSCO
Sufren el encierro y la pérdida de rutinas familiares. Y necesitan dormir entre 10 y 12 horas. Consejos para que disfruten de la almohada.
transtornos-sueno-ninos

El coronavirus trastocó todas las rutinas. Los más chicos dejaron de ir al jardín justo cuando se habían adaptado. Ya no ven a sus amigos, salvo por pantalla. Incluso, se quedaron sin la salida de una hora prometida el sábado por el presidente Alberto Fernández. Es un combo que no los deja dormir bien, advierten los pediatras.

"No es insomnio lo que tienen los niños. Sino alteración de sus rutinas. Para un chico, no ir al jardín a hacer sus actividades, no ir a la plaza como siempre o no ver a sus abuelos, les altera su día a día y les genera trastornos", explica a Con Bienestar la doctora Luján Bilbao (M.N. 133.428), pediatra y consultora en sueño.

El coronavirus trastocó todas las rutinas. Los más chicos dejaron de ir al jardín justo cuando se habían adaptado. Ya no ven a sus amigos, salvo por pantalla. Incluso, se quedaron sin la salida de una hora prometida el sábado por el presidente Alberto Fernández. Es un combo que no los deja dormir bien, advierten los pediatras.

"No es insomnio lo que tienen los niños. Sino alteración de sus rutinas. Para un chico, no ir al jardín a hacer sus actividades, no ir a la plaza como siempre o no ver a sus abuelos, les altera su día a día y les genera trastornos", explica a Con Bienestar la doctora Luján Bilbao (M.N. 133.428), pediatra y consultora en sueño.

"Realizar las actividades más intensas por la mañana y dejar para la noche las relajantes. De esta manera, se crea un ambiente tranquilo para el descanso", propone la médica.

Según la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP), cada chico necesita dormir, según su edad, entre 10 y 12 horas. Entre los dos y tres años, con una siesta de una hora aproximadamente.

"Es muy importante no crear nuevos hábitos que luego serán difíciles de revertir", aconseja Bilbao. Tampoco es conveniente que el nene o nena se acostumbre a dormir con luz ni con el ruido habitual de la casa.

Cómo establecer una rutina antes de ir a dormir
- Usar luces tenues.

- Poner música suave.

- Leer un cuento.

También se les puede dar un baño relajante. El objetivo es que asocien ese estímulo con la hora de ir a la cama.

Te puede interesar