El boxeo sin contacto podría beneficiar a las personas con mal de Parkinson

SALUD Redacción Redacción
MZI44KXL7JBH7G4KO7FHBALCC4

En la Universidad Edith Cowan en Australia encontraron que el boxeo sin contacto no solo es seguro para las personas con enfermedad de Parkinson, sino que 9 de cada 10 personas también experimentaron una mejora en el control motor al final del estudio.

El boxeo sin contacto entre las personas con enfermedad de Parkinson está en aumento. Rock Steady Boxing, una compañía que opera gimnasios de boxeo sin contacto en todo el mundo para personas con Parkinson, informa que tiene 43,500 clientes que hacen ejercicio en 871 programas en todo el mundo.

El propósito del nuevo estudio es proporcionar “datos de viabilidad, seguridad y eficacia de alta calidad” en un programa de entrenamiento de boxeo sin contacto para la enfermedad de Parkinson.

El pequeño estudio involucró a 10 personas con enfermedad de Parkinson (EP) en etapa temprana que participaron en tres bloques distintos de cinco semanas de boxeo sin contacto. Tenían un promedio de 60 años de edad. Cada bloque contenía tres sesiones de una hora cada semana y períodos de descanso activo.

El primer bloque se dedicó a entrenar la técnica.
El segundo aumentó la intensidad e incluyó entrenamiento de intervalos de alta intensidad.
El bloque final incorporó demandas cognitivas durante la secuenciación del boxeo.
El estudio fue diseñado por sus autores, particularmente el investigador del ejercicio doctor Travis Cruikshank. Todos los participantes fueron examinados, se sometieron a pruebas de esfuerzo cardíaco y fueron monitoreados de cerca durante las sesiones.

Ninguno de los participantes abandonó el estudio de 15 semanas, con solo cuatro de 348 sesiones perdidas por individuos, debido a lesiones menores.

 El “oponente” de los boxeadores era una pieza de equipo de entrenamiento llamada “Fightmaster”, que resultó tan agradable que todos los participantes compraron uno propio para seguir haciendo ejercicio en casa.

El estudio se realizó en colaboración con el Instituto Perron y el boxeador Rai Fazio. El Hospital Sir Charles Gairdner y la Universidad de Australia Occidental ayudaron en la planificación.

Experiencia personal del investigador con el boxeo y el parkinson
“He realizado varias formas de ejercicio en los últimos 10 años en un esfuerzo por controlar mi batalla personal con la EP, y comencé a entrenar con Rai Fazio, un excampeón de boxeo australiano y ahora eminente entrenador físico”, dijo el autor principal del estudio, el doctor David Blacker.

“Inmediatamente, me impresionó que los ejercicios de calentamiento y la postura para el boxeo parecieran contrarrestar los principales problemas que vemos en la EP. La postura encorvada y la marcha mal equilibrada, con movimientos pequeños y débiles de los brazos, es exactamente lo contrario de lo que un boxeador necesita hacer para cumplir con una secuencia de golpes. Por lo tanto, aprender la técnica correcta de boxeo contrarresta las anomalías observadas en la EP”.

El boxeo sin contacto también es divertido y puede proporcionar una interacción social muy necesaria en un gimnasio donde hay otros boxeadores con enfermedad de Parkinson.

Fuente:TN

   

Últimas publicaciones
Te puede interesar
Lo más visto