Pasas de uva, el superalimento con efectos mágicos para la salud

ALIMENTACIÓN Y SALUD Por Ana Cohen
DN5V4QP2GFCE7OUY3T5GNM6LAI

La mayoría de los alimentos naturales aporta beneficios para la salud. Pero hay algunos que no forman parte de nuestra alimentación diaria y que, según los expertos, son fuentes nutricionales clave para una vida sana y, sobre todo, para prevenir enfermedades. Uno de ellos son las pasas de uva.

De acuerdo con la Fundación Española de la Nutrición (FEN), estos frutos -que son uvas secas y deshidratadas, con sabor dulce y color oscuro- son ricos en hidratos de carbono y fibra, y ofrecen una considerable cantidad de calcio, fósforo, sodio y hierro. Además, contienen vitaminas K, B3 y B1.

Especialistas en Nutrición de FEN aseguraron que las pasas de uva tienen múltiples efectos positivos para la prevención de enfermedades: ayudan a controlar la glucosa por sus ácidos omega-3, regulan la presión arterial y la diabetes 1 y 2, y, gracias a su gran cantidad de antioxidantes, previenen la hipertensión. A su vez, mejoran el flujo sanguíneo evitando coágulos y promoviendo la irrigación de sangre al cerebro.

Por su alto contenido de potasio y magnesio, las pasas de uva reducen la acidez y eliminan las toxinas del organismo, lo que ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares, gota, artritis y piedras en los riñones.

Pasas de uva: su incidencia en el metabolismo
Distintos estudios revelaron que las pasas de uva son ideales para adelgazar, ya que sus ácidos grasos aceleran el metabolismo de manera natural si se consumen de manera regular.

“Son una buena fuente de fibra, lo que les confiere propiedades saludables para mejorar el tránsito intestinal y son una buena fuente de potasio, calcio, hierro, magnesio, fósforo y selenio”, sostuvieron los especialistas, que sin embargo advirtieron que son muy calóricas (poseen contenido en azúcares) y que, por eso, se sugieren dos cucharadas diarias.

“Consumir diariamente 40 gramos de pasas (un puño aproximadamente) ayuda a tener una buena salud digestiva, evitando estreñimiento y mejorando el tránsito intestinal, además de regular la glucosa en sangre y los niveles de colesterol”, precisaron.

Por último, aseveraron que sus efectos diuréticos son muy buenos, ya que por su alto contenido en potasio, contribuyen a la eliminación de líquidos y a mantener sanos los tendones y articulaciones, evitando la aparición de calambres.

Por todos esos beneficios es que los expertos recomiendan consumirlas en cualquier momento del día.

Las pasas de uva y la salud ósea
Otros estudios científicos concluyeron que estos frutos secos favorecen la salud de los huesos.

Las uvas pasa son ricas en calcio, un mineral importante para mantener los huesos y los dientes saludables, previniendo el desarrollo de la osteoporosis.

Leé más: Los siete pasos para activar frutos secos y semillas

A su vez, aportan un oligoelemento llamado boro, que permite la absorción de vitamina D, calcio, magnesio, fósforo y micronutrientes que son importantes para el sistema óseo y el nervioso.

Al ser una fuente rica de hierro, ayudan al transporte de oxígeno a las células del organismo y favorecen la producción de glóbulos rojos, previniendo la anemia.

Fuente: TN

Te puede interesar