Solo 2 porciones de carne roja a la semana aumentan el riesgo de desarrollar diabetes

NUTRICIÓN Ana COHEN
DSIBSHQFUFF6LNGTMUA36WAZKU

Piénselo dos veces antes de pedir esa hamburguesa doble con queso, salami en centeno o jugoso T-bone. Solo dos porciones de carne roja a la semana, procesada o no procesada, pueden aumentar su riesgo de diabetes tipo 2 en un 62%, según un nuevo estudio.

“Un aumento modesto pero estadísticamente significativo en el riesgo se observó con solo dos porciones de carne roja por semana, y el riesgo continuó aumentando con ingestas más altas”, dijo el autor principal Xiao Gu, investigador postdoctoral en la Escuela de Salud Pública T.H. Chan de Harvard en Boston. “Nuestros hallazgos sugieren que reemplazar la carne roja con fuentes saludables de proteína vegetal, como nueces y legumbres, o ingestas moderadas de alimentos lácteos, reduciría el riesgo de diabetes.”

El estudio no puede probar que comer carne roja cause diabetes tipo 2, pero parece haber una relación. Y una porción de carne probablemente sea más pequeña de lo que podría sospechar. Una porción de carne roja no procesada es de aproximadamente 3 onzas de cerdo, res o cordero; una porción de carne roja procesada es de aproximadamente 1 onza de tocino o 2 onzas de hot dog, salchicha, salami, mortadela u otras carnes rojas procesadas, dijo Gu. La carne roja suele ser alta en grasas saturadas y baja en grasas poliinsaturadas, dijo Gu.

"Los estudios han demostrado que la grasa saturada puede reducir la función de las células beta y la sensibilidad a la insulina, lo que resulta en diabetes tipo 2", explicó.

“La carne roja también tiene un alto contenido de hierro hemo, que aumenta el estrés oxidativo y la resistencia a la insulina e impide la función de las células beta a través de su subproducto de compuestos de óxido nítrico”, dijo Gu. “Para las carnes rojas procesadas, también hay un alto contenido de nitratos y sus subproductos, que promueven la disfunción celular y la resistencia a la insulina.”

Para el estudio, Gu y sus colegas recopilaron datos de casi 217,000 participantes del Nurses’ Health Study y del Health Professionals Follow-up Study.

Sus dietas fueron evaluadas con cuestionarios de alimentos durante hasta 36 años. Durante este tiempo, más de 22,000 participantes desarrollaron diabetes tipo 2. Las personas que comieron más carne roja tuvieron un 62% más de riesgo de diabetes tipo 2, en comparación con quienes comieron menos.

Cada porción diaria adicional de carne roja procesada se asoció con un riesgo 46% mayor y cada porción diaria adicional de carne roja no procesada con un riesgo aumentado del 24%, encontró el equipo de Gu.

Estiman que reemplazar una porción diaria de carne roja con otra proteína como nueces o legumbres podría reducir el riesgo de diabetes tipo 2 en un 30%. Sustituir una porción de lácteos, mientras tanto, podría reducir el riesgo en un 22%, dijeron los investigadores.

Estos hallazgos respaldan las recomendaciones de limitar la carne roja y en su lugar elegir proteína vegetal o cantidades moderadas de alimentos lácteos, dijo Gu. Las proteínas vegetales, como nueces y legumbres, están entre las fuentes de proteínas más saludables, dijo.

"La prevención de la diabetes es importante porque esta enfermedad es en sí misma una carga grave, y también es un factor de riesgo importante para enfermedades cardiovasculares y renales, cáncer y demencia", dijo.

Las tasas de diabetes están aumentando rápidamente en Estados Unidos y en todo el mundo, lo que es una señal de alarma de que las tasas de muchas otras condiciones graves seguirán, dijo Gu.

“Nuestros hallazgos respaldan firmemente que la adopción de esta estrategia dietética ayudará a reducir el riesgo individual de desarrollar diabetes tipo 2 y sus consecuencias, lo que finalmente mejorará la salud y el bienestar de las personas en todo el mundo”, dijo. “Además, el reemplazo de la carne roja con fuentes saludables de proteína vegetal ayudaría a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y el cambio climático, junto con otros beneficios ambientales.”

Una médica que revisó los hallazgos señaló que la obesidad y otros factores juegan un papel significativo en la diabetes tipo 2. ”La obesidad es un indicador común de pacientes con diabetes”, dijo la Dra. Alisha Oropallo, cirujana vascular en Northwell Health en New Hyde Park, N.Y. “A medida que los pacientes reducen su peso, también reducen las complicaciones asociadas con la diabetes tipo 2.”

Parte de reducir el riesgo de diabetes tipo 2 es mejorar el estilo de vida, lo que significa adoptar una dieta saludable y hacer ejercicio, dijo Oropallo. Parte de mejorar su dieta es limitar cuánta carne roja come. El consumo de carne roja puede ser un indicador de otros comportamientos no saludables que conducen a la diabetes tipo 2, explicó.

Oropallo señaló que la carne roja puede promover la inflamación, que puede llevar a algunas de las peores consecuencias de la diabetes tipo 2.

"Tiendo a centrarme realmente en los pacientes que están casi en fase terminal", dijo Oropallo. "Tienen diabetes, pero también han sufrido repercusiones con la diabetes, por ejemplo, amputaciones, úlceras en los pies y heridas que no cicatrizan."

Oropallo aconseja a sus pacientes comer más nueces, legumbres, soya, verduras y granos enteros. ”Puedes considerar otras fuentes alternativas de proteína, como pescado, pollo, soya, incluso ciertos tipos de verduras tienen alta proteína y los hongos y frijoles tienen alta proteína”, dijo. “Los granos enteros también tienen mucha proteína. Por lo tanto, los panes y otras alternativas pueden sustituir a la carne roja.”

Los hallazgos fueron publicados el 19 de octubre en el American Journal of Clinical Nutrition.

Fuente: Infobae

Te puede interesar
Lo más visto