Es posible quedarse embarazada en la menopausia

SALUD Por
La última menstruación no sucede de un día para otro y en el proceso previo, en la premenopausia, aún existen posibilidades de embarazo
hoy

¿Es posible quedarse embarazada en la menopausia? Esta es una pregunta que se habrán hecho muchas mujeres en este momento de sus vidas. La menopausia es el fin de la etapa reproductiva de la mujer, lo cual supone la imposibilidad de tener más hijos. No obstante, la última menstruación no sucede de un día para otro y en el proceso previo, en la premenopausia, aún existen posibilidades de embarazo.

Este periodo, además de síntomas como los sofocos, las sudoraciones nocturnas o los problemas de osteoporosis y tensión arterial, presenta irregularidades menstrualessimilares a las que suelen aparecer durante la adolescencia.

 
Premenopausia y posibilidad de embarazo
Durante la premenopausia, que suele ocurrir en torno a los 45-55 años y puede darse hasta 5 años antes de la última regla, tiene lugar un descenso de las hormonas sexuales femeninas, los estrógenos y la progesterona. Aunque es cierto que en este proceso la consecución de un embarazo de manera natural es cada vez más complicada, aún se producen hormonas en cantidades suficientes como para que haya ovulación por lo que un embarazo es perfectamente posible.

Se debe tener en cuenta que se considera a una mujer dentro de la etapa menopáusica cuando deja de menstruar doce meses seguidos. Por este motivo, hay que ser cauto a la hora de tener relaciones sexuales sin protección, porque el hecho de no haber tenido el periodo varios meses no implica la llegada definitiva de la menopausia.

La menopausia precoz ocurre cuando la paciente nota los síntomas propios de esta nueva etapa de la mujer a una edad temprana. En algunos casos puede ocurrir antes de los 40 años.

Métodos anticonceptivos en la premenopausia

Para saber si aún es posible concebir un hijo, los expertos de la Asociación Mexicana para el Estudio del Climaterio (AMEC) recomiendan medir la hormona folículo estimulante(FSH).

Si la concentración en sangre de esta hormona es superior a 30 UI/L, no hay posibilidad de embarazo. En caso contrario, se debe continuar con los métodos anticonceptivos. Si crees que te has quedado embarazada a pesar de haber notado los primeros síntomas de menopausia, hazte una prueba de embarazo en casa y acude a la consulta de tu ginecólogo.

¿Es posible un embarazo natural en la menopausia?
Al contrario de lo que sucede en la premenopausia, etapa en la que, como hemos mencionado anteriormente, la mujer continúa ovulando y produciendo hormonas y, por lo tanto, puede quedarse embarazada, en la menopausia estas hormonas se reducen hasta niveles muy bajos y la mujer deja de producir óvulos por lo que el embarazo de manera natural es totalmente imposible.

No obstante, en lo que a temas de concepción se refiere, la ciencia y la tecnología han avanzado mucho y, desde hace bastantes años, las técnicas de reproducción asistida permiten lograr embarazos evolutivos normales y con grandes probabilidades de éxito en esta etapa de la vida.

Cómo quedarse embarazada durante la menopausia: ¡Todavía estás a tiempo!

Aunque parezca mentira, los conceptos embarazo y menopausia pueden ir perfectamente de la mano. Es cierto que la función ovárica de la mujer queda interrumpida durante la menopausia, pero también es cierto que el útero no envejece en esta etapa y continúa teniendo la capacidad de albergar embriones y llevar un embarazo a buen término siempre y cuando se le administren las hormonas necesarias para ello.

Hoy en día, existen tratamientos hormonales para lograr un embarazo en la menopausia. Estos tratamientos son muy parecidos a los que se emplean con aquellas mujeres cuyos ovarios no son funcionales o han sido extirpados. Estas son algunas de las formas que tiene una mujer de quedarse embarazada estando en la menopausia:

+La ovodonación o donación de ovocitos es uno de los métodos más utilizados. Se trata de una técnica de reproducción asistida en la que el óvulo lo proporciona una mujer diferente a la que va a concebir. Una vez obtenidos los ovocitos de la donante, previamente seleccionada por profesionales médicos en base a las características y particularidades físicas de la receptora, estos son inseminados con espermatozoides los cuales pueden ser de la propia pareja o también de un donante. Tal y como sucede con todos los tratamientos de reproducción asistida, la futura madre debe someterse a un ciclo de Terapia Hormonal Sustituida (THS) en el que se le administran una serie de hormonas que permiten engrosar el revestimiento del útero para incrementar las probabilidades de implantación del embrión.

+Otra de las opciones de embarazo en la menopausia se da cuando, por el motivo que sea, la mujer decidió en su día congelar sus óvulos o embriones junto a su pareja (por ejemplo porque ambos se sometieron hace años a un proceso de fecundación in vitro). Si en un caso así, la mujer decidiera ser madre una vez que ha dejado de ovular y menstruar, sería posible gracias a un método parecido al de la ovodonación: primero se llevaría a cabo una preparación del útero de la madre y posteriormente se procedería a una transferencia de embriones por medio de una fecundación in vitro.

+Una última alternativa para conseguir un embarazo en la menopausia sería la adopción de embriones. La finalidad de este proceso es supervisar, valorar y seleccionar aquellos embriones que ofrezcan una mayor garantía de implantación en el útero materno.

En los tres casos el tratamiento es parecido, aunque puede variar en función de cada caso. Tanto la transferencia de embriones como la administración hormonal se realiza mediante parches, medicación oral o comprimidos vaginales.

Embarazo y menopausia: riesgos y contraindicaciones

Como has podido comprobar, las opciones y posibilidades de lograr un embarazo durante la menopausia son muy variadas y amplias. No obstante, hay que tener muy en cuenta que, a pesar de los múltiples avances médicos en este sentido, las gestaciones en esta etapa de la vida pueden tener muchísimos más riesgos tanto para la madre como para el bebé. Estos riesgos son debidos principalmente a la edad de la gestante.

Por esta razón, es fundamental que las mujeres que deciden quedarse embarazadas durante la menopausia lleven a rajatabla las recomendaciones de su médico así como el calendario de análisis, ecografías y pruebas con los distintos especialistas para verificar que todo va bien.

Los riesgos más habituales vinculados con la menopausia y el embarazo son los siguientes:

+Mayores probabilidades de aborto en el primer trimestre.

+Mayor riesgo de alteraciones cromosómicas en el feto.

+Partos más complejos (incluyendo la posibilidad de que exista un parto prematuro o un parto múltiple).

+Incremento de los casos de placenta baja.

+Desarrollo de hipertensión arterial durante el embarazo.

+Más riesgo de diabetes gestacional.

Fuente: diariofemenino.com

Te puede interesar