La lengua y sus bacterias tendrían la clave para anticipar el cáncer de páncreas

SALUD 02 de febrero de 2019 Por
Las colonias de cuatro gérmenes distintos podría distinguir a los pacientes con la enfermedad de los individuos sanos.
fotonoticia_20150129093656_800

El cáncer de páncreas es uno de los más complejos por lo que los nuevos avances científicos en materia de detección temprana son bien recibidos por la comunidad médica y los pacientes. En este caso, el gran aporte lo realiza la lengua.

Las diferencias en la abundancia de ciertas bacterias que viven en la lengua permiten diferenciar a los pacientes con cánceres pancreáticos tempranos de las personas sanas, según los resultados de un estudio que se detalla en un artículo publicado en Journal of Oral Microbiology.

Aunque ya se identificaron alteraciones en el microbioma (la población de microorganismos que viven en y dentro de nuestros cuerpos) en pacientes con cáncer de páncreas en otros tejidos del cuerpo, es la primera evidencia de cambios en las bacterias en el recubrimiento de la lengua. Si se confirma en nuevos estudios más grandes, esto podría allanar el camino hacia el desarrollo de herramientas de detección o prevención tempranas para salvar la vida de esta enfermedad altamente agresiva.

Un diagnóstico temprano puede mejorar enormemente las posibilidades de un tratamiento exitoso, pero esto plantea desafíos para esta patología, ya que crece en lo profundo del cuerpo y, a menudo, muestra pocos síntomas antes de que ya se haya propagado. Como resultado de esto, la mayoría de los pacientes ya tienen la patología en un estado avanzado cuando buscan ayuda médica.

El microbioma de 4 bacterias, como panel de detección
Los científicos están buscando cambios biológicos que puedan detectar con precisión los signos iniciales del cáncer de páncreas, que podrían convertirse en nuevas pruebas de detección.

Un tema candente actual es el papel potencial del microbioma en el desarrollo de la enfermedad, con estudios previos que identifican alteraciones dramáticas de bacterias en la saliva, muestras intestinales y fecales obtenidas de pacientes con cáncer pancreático en comparación con individuos sanos.

En este estudio el equipo utilizó sofisticadas tecnologías de “secuenciación de genes” para examinar la diversidad de microbiomas de las muestras de la cubierta de la lengua, y descubrió que los pacientes fueron colonizados por “microbiomas notablemente diferentes en comparación con los individuos sanos”.

El autor principal, Lanjuan Li, de la Universidad de Zhenjiang, en China, apunta: "Aunque se necesitan más estudios de confirmación, nuestros resultados se suman a la creciente evidencia de una asociación entre las alteraciones del microbioma y el cáncer pancreático". Sorprendentemente, la abundancia de cuatro tipos de bacterias (niveles bajos de 'Haemophilus' y 'Porphyromonas' y niveles altos de 'Leptotrichia' y 'Fusobacterium') podría distinguir a los pacientes con cáncer pancreático de los individuos sanos.

Para los investigadores, esto podría sentar las bases para el desarrollo de nuevas estrategias de tratamiento que incluyan antibióticos o inmunoterapias.

Te puede interesar