Los trucos y secretos de esta instagrammer para bajar de 90 a 58 kilos

Comidas con muchas proteínas, entrenamientos cinco días a la semana, y mucha agua.
1024_dieta_mears_1280a

Charlotte Mears, de 27 años, decidió contar su historia contra la balanza a través de Instagram. “La gente dice que puedes ser feliz sea cual sea tu talla, pero en mi caso yo no lo era”.

Charlotte asegura que durante su adolescencia mantuvo siempre una delgada figura y que efectuaba ejercicio de manera regular. Sin embargo, un progresivo descuido de la dieta causaron que Mears llegara a pesar casi 90 kilos en su momento de mayor corpulencia.

Un índice de masa corporal de 33,5 era un claro indicador que le estaban advirtiendo de su problema de obesidad. “Cocinaba también de manera muy poco saludable. No hacía ejercicio y solo comía más y más”, cuenta la inglesa, que se confiesa toda una devota de los restaurantes orientales.

Los errores continuaron
Lentamente se fueron sucediendo los errores: frecuentes saltos del desayuno; snacks, galletas y dulces entre horas, para acabar la jornada con una cena a base de comida rápida con pizzas y papafritas como principal sustento. Mears asegura que gracias a la inspiración que obtuvo de las personas que posteaban sus procesos de adelgazamiento en Instagram pudo escapar de la trampa que ella misma se había ido poniendo.

“Comidas con muchas proteínas, entrenamientos cinco días a la semana, mucha agua y rodearse de gente que te apoye”, son los secretos que ella comparte. “Ahora me siento mucho mejor. Llena de energía, y dispuesta a hacer lo que me pidan”, afirma.

Cómo fue su solución
Lo primero fue llenar el vacío de los desayunos al incorporar uno de los cereales más recomendados para la primera comida, la avena, así como frutas. El pollo se presentó como principal ingrediente de las comidas, y las cenas se fueron volviendo caseras en lugar de locales de fast-food.

Incorporó además mucho líquido y recurre a la fruta cuando tiene un antojo, según explicó a medios locales. El ejercicio físico fue clavo también. Mears dedica el momento de la caída del sol para entrenar. Cinco de cada siete noches a la semana corre 15 minutos en la cinta.

Te puede interesar