Espirulina: qué es, cómo se toma y cuáles son sus beneficios

NUTRICIÓN Por Carola LEVI
helado-espirulina-2

En los últimos años, uno de los suplementos nutricionales que más hemos podido ver en redes sociales es la espirulina. No se si lo habrás oído alguna vez pero existen infinidad de recetas que lo utilizan y hoy te explico el porqué.

La espirulina que se comercializa es un suplemento dietético formado a partir de microalgas filamentosas que generalmente se suele encontrar desecada, en forma de polvo o en comprimidos.

Presenta un alto poder nutricional ya que es rica en proteínas, de hecho contiene aminoácidos esenciales (elementos que nuestro cuerpo no puede generar por sí mismo), hidratos de carbono y grasas en menor medida, además de minerales y vitaminas. 

Por ello, aunque los nutricionistas no estemos nada de acuerdo con este adjetivo, la espirulina ha sido considerada como un “superalimento” y cada vez son más los artículos publicados que se refieren a ella así. Sin embargo, como siempre decimos, no existe ningún alimento que pueda aportarnos beneficios por sí solo, es el conjunto en una alimentación variada y equilibrada lo que nos hace gozar de una buena salud.

Gracias a la variedad de nutrientes que tiene, se le atribuyen múltiples propiedades, pero debemos de llevar cuidado, ya que como habremos visto en muchas ocasiones, el marketing a veces se aprovecha de las mismas para favorecer la venta de los productos.

Atención en el caso de veganos y vegetarianos

Por ejemplo, si hacemos una pequeña búsqueda sobre la espirulina en Google, lo primero que nos aparece es que es un suplemento nutricional ideal para aquellas personas que llevan una alimentación vegetariana o vegana por su alto contenido en vitamina B12 y proteínas. Sin embargo, la vitamina B12 que contiene se encuentra inactiva, lo cual significa que no se absorbe, pero sin embargo puede falsear los resultados de la analítica indicando que los niveles están bien. Así que si sigues una dieta vegetariana o vegana la espirulina no es la panacea, siempre debes buscar aquellos suplementos que contengan la vitamina B12 activa, por ejemplo la cianocobalamina.

Siguiendo con las propiedades de la espirulina cabe destacar su alto contenido en vitaminas, que le otorgan un gran poder antioxidante.

En la actualidad, hay en marcha muchos estudios para integrar la espirulina en el desarrollo de nuevos alimentos funcionales, sin embargo, hasta entonces podemos utilizarla en infinitas recetas. 

Al comercializarse en polvo, podemos añadirla de forma muy fácil a yogures, smoothies, guisos, batidos e incluso helados ahora que las temperaturas aprietan, dando un toque ligero de sabor amargo y salado y un precioso color verde-azulado.

Fuente: abc

Te puede interesar