La altura podría ser un factor de riesgo en diversas enfermedades

NOTICIAS DE INTERÉS Por Julia VOSCO
3CV6BZX2TNCYZORE6AMGEFMSRA

La altura de una persona podría ser un factor que aumenta el riesgo de una variedad de enfermedades, según un nuevo estudio realizado en Estados Unidos y publicado el 2 de junio en la revista de acceso abierto PLOS Genetics.

Los investigadores, dirigidos por Sridharan Raghavan, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Colorado, examinaron datos genéticos y de salud de 250,000 personas del Programa de Millones de Veteranos de VA, utilizando herramientas genéticas para identificar la relación entre la altura y el desarrollo de enfermedades.

Estudios previos destinados a vincular la altura con enfermedades examinaron hasta 50 rasgos genéticos; ahora, los investigadores analizaron más de 1,000 rasgos y condiciones, lo que lo convierte en el estudio más grande de la relación de la altura con las condiciones de salud hasta la fecha.

“Hasta este punto, los investigadores no han podido determinar explícitamente si los pacientes están en riesgo de algo debido a su alta altura”, advierte Raghavan, quien también trabaja con el Centro Regional de VA de las Montañas Rocosas. “Utilizando diferentes métodos genéticos, ampliamos la investigación previa para determinar una relación entre la altura y más de 100 rasgos clínicos y podemos concluir que la altura es un factor de riesgo para el desarrollo de una serie de afecciones en adultos”.

En este momento, Sridharan Raghavan dice que se deben poner sobre la mesa tres escenarios posibles sobre el vínculo entre la altura y el riesgo de enfermedades:

Primero, la altura puede estar causalmente relacionada con el riesgo de enfermedad.
Segundo, la altura y una determinada enfermedad pueden ser parte de la misma contribución genética, pero no están casualmente relacionadas entre sí.
Tercero, la altura está causalmente relacionada con un factor intermedio que también está vinculado con una enfermedad en particular.
En cuanto a lo que significa ser alto y los valores en cuestión, el investigador solo afirma que “se mira la altura como una variable continua en lugar de un umbral”

Estas condiciones incluyen un mayor riesgo de venas varicosas y fibrilación auricular. Además, los investigadores descubrieron asociaciones entre la altura y un mayor riesgo de neuropatía periférica y diversas enfermedades de la piel y los huesos, como úlceras en las piernas y los pies.

“Estos resultados son un primer paso hacia el uso de factores fáciles de medir como la altura para identificar a las personas con mayor riesgo de enfermedad a las que podemos ofrecer posibles terapias preventivas”, remarca Raghavan. “Nuestra hipótesis de amplio alcance determinó que la altura es un factor. Estamos rascando la superficie al descubrir los mecanismos, el por qué, de cómo la altura se relaciona con la enfermedad”.

Fuente: TN

Te puede interesar