¿Qué es la alimentación consciente y cuáles son sus beneficios para la salud?

ALIMENTACIÓN Y SALUD Por Cristina Mercado
IVCKVHKFC5F3PD7IZBH2LXWKPM

La mayoría no realizamos una alimentación consciente. A menudo, el desayuno es un trámite mientras se repasa la actualidad en redes sociales. La hora de la comida consiste en un descanso del trabajo en el que hay que ir con prisas, o un momento que se acompaña con el telediario o una serie. Y el picoteo entre horas se realiza de forma autómata a la vez que se está a otras cosas. Todo esto puede empujarnos a caer en patrones de alimentación disfuncionales, según advierten los expertos. Ahí entra el papel del llamado "mindful-eating".

Esta corriente procede del movimiento mindfulness, que se basa en la idea de estar presente en cada momento del día. Por ello, la alimentación consciente consiste en prestar atención y disfrutar plenamente de esta actividad, el momento de comer, evitando distracciones y degustando los alimentos. De esta forma se evita el exceso de estímulos, que pueden resultar perjudiciales, y el organismo se mantiene consciente, por lo que se refuerza la sensación de saciedad.

BENEFICIOS DE LA ALIMENTACIÓN CONSCIENTE
"Comer de esta manera permite establecer una relación mucho más saludable con la comida", afirma la nutricionista Elsa Escorihuela. Entre algunos de los efectos positivos que se obtienen se encuentran un mejor control del peso, la reducción del estrés y la ansiedad y el desarrollo de la concentración.

La alimentación consciente es una fórmula a menudo recomendada por los profesionales en casos relacionados con objetivos de pérdida de peso o, por otro lado, para personas que sufren diversos trastornos relacionados con la alimentación. "Es muy importante que aquellas personas que quieran perder peso pongan atención e intención a la experiencia, las emociones, las sensaciones físicas y las conductas que tienen lugar antes, durante y después del acto de comer", explica la psicóloga Cristina Martínez.

Una de las razones por las que el hábito de comer de forma inconsciente puede afectar al aumento de peso tiene que ver con la leptina, una hormona que, según expertos en nutrición, no se segrega cuando se mecaniza el acto de comer. Y es la responsable de indicar al cerebro la sensación de saciedad. Hay estudios que la vinculan de forma directa con la obesidad.

También conlleva beneficios que afectan al plano psicológico. "Cuando comes con atención estás en contacto con tu alimento porque tu mente no está distraída, no piensa en otras cosas (...). Cuando miras el alimento, lo ves de verdad, y cuando lo masticas, sientes realmente su sabor", explicaMarisa Meher, profesional de desarrollo personal.

Fuente: elmundo.es


 

Te puede interesar