¿Hay algún pan de molde realmente saludable?

ALIMENTACIÓN Y SALUD Por Sandra Palacios
pan-molde-kIAF--620x349@abc

El trabajo, la familia y un ritmo de vida acelerado hacen que nos cueste dedicar tiempo a preparar la comida. Por ello, tendemos a comprar alimentos precocinados o aquellos que nos salven de un apuro y nos permitan seguir con nuestro ajetreo diario.

Entre los alimentos más socorridos está el pan de molde. Podemos encontrarlo blanco, integral, con cereales o sin corteza. Pero, ¿realmente hay alguno que sea saludable? Y si es así, ¿en qué debemos fijarnos para no equivocarnos a la hora de elegir uno?

Nuria Doce, nutricionista-dietista especializada en educación nutricional, manifiesta que para que un pan de molde sea saludable debe estar compuesto solo por agua, harina, levadura y sal, «y esto no sucede con los panes comerciales».

Estos suelen llevar aceites vegetales, azúcares y conservantes añadidos para que tenga esa textura característica y se conserven durante más tiempo.

Asimismo, Laura Bonet, dietista-nutricionista en el centro Alimmenta señala que es importante que nos fijemos también en el tipo de harina con el que está elaborado el pan para saber si es más o menos saludable. La dietista recomienda decantarnos por aquel que esté hecho a partir de harina integral: «De este modo, estamos aportando una mayor cantidad de nutrientes. Además, la fibra ayuda a regular el tránsito intestinal y hace que nos mantengamos saciados por más tiempo».

Para identificar este tipo de pan, Bonet recuerda que debemos fijarnos en la lista de ingredientes y que en esta aparezca como principal la 'harina integral de trigo'. «Esto significa que se ha elaborado con harina resultante del grano de cereal entero. En cambio, si en la lista de ingredientes aparece 'salvado de trigo', estamos ante un pan que parece integral pero no lo es».

¿Qué pan de molde es más apto?
La OCU publicó en octubre de 2021 una lista con los mejores panes de molde, pero Doce sostiene que esa clasificación no es correcta, pues establece como saludables algunos que llevan aceites vegetales y azúcar.

Esta nutricionista hace pruebas con distintos panes de molde, dejándolos durante meses en un mueble de la cocina para ver si se mantienen en buen estado o por el contrario les sale moho. «En casa tengo uno que compré hace un año y sigue igual», asegura. Y es que defiende que los conservantes no son malos, pero en exceso le quitan propiedad al producto. En este caso, opta por aquellos que venden en las panaderías, que duran entre tres o cuatro días pero son más naturales.

Para alargar su duración sin recurrir al congelado, puedes guardarlo en la nevera y ganar entre dos y tres días.

Doce considera apto el pan de molde integral con 0% azúcares añadido de Panrico, pues además no lleva aceite vegetal, sino de oliva. En el tema del azúcar añadido hace hincapié porque «todo producto industrial utiliza el azúcar como conservante y al final el consumidor está tomando mucha cantidad sin saberlo».

Como alternativas para aquellos que les guste el pan, pero no quieran decantarse por el de molde, esta nutricionista aconseja optar por panes tostados o Wasa, cuando es como acompañamiento. En el caso de querer un sándwich o una tostada, compra el pan más saludable revisando su etiqueta y teniendo en cuesta los tips mencionados a los largo de este artículo.

Fuente: ABC

Te puede interesar