Disfunción eréctil en los jóvenes: ¿sucede por factores físicos o psicológicos?

SEXUALIDAD Por Gastón PEDRAZA
MCMZBIOA6JA6VBVMKBVRZQ4IPI

El escándalo por las confesiones telefónicas de la “China” Suárez a Wanda Nara en un intento por desenmascarar la supuesta infidelidad de Mauro Icardi no paran de hacer eco en las redes sociales y en casi todos los medios de comunicación. Además, destapó un tema que es muy frecuente entre los más jóvenes: la disfunción eréctil.

Al parecer, la actriz le habría revelado a la empresaria y esposa del delantero del Paris Saint-Germain, que el acto sexual entre ellos no se consumó porque “Mauro no pudo”. Además, el jugador habría tenido fiebre, por lo que decidió retirarse del hotel francés donde se encontraron a los besos.

Más allá de la mediática polémica por este caso en particular, la realidad es que la disfunción eréctil es un problema bastante común en la actualidad y afecta a todas las edades. La falla en la respuesta sexual en hombres de entre 20 y 40 años no es tan común, pero existe: se estima que 1 de cada 10 tuvo alguna vez una disfunción durante el acto sexual, ya sea con una pareja estable o esporádica. Y los motivos no necesariamente tienen que ver con factores físicos sino más bien psicógenos, es decir, psicológicos y emocionales.

La disfunción eréctil y los mandatos sociales en el desempeño sexual masculino
Sabemos que el poder de la mente puede hacer estragos en el organismo y también, jugarnos una mala pasada. La sexóloga Viviana Wapñarsky (M.N. 24433) le explicó a Con Bienestar que muchas de las razones por las que, en jóvenes, no se responde adecuadamente ante los estímulos sexuales se pueden dar por “la ansiedad de desempeño en el acto sexual, que es como si fueran a rendir un examen. Eso los tensiona y les impide conectar con la otra persona. Otro motivo es la anticipación: cuando alguna vez en sus vidas vivieron esa no erección por cansancio, estrés o porque no le gustaba tanto la otra persona, temen que les vuelva a pasar y sólo conectan con su órgano sexual; están pendientes de si se erecta o no”.

“Eso puede generar un círculo vicioso porque a la vez siguiente vuelven a estar tensos y preocupados por esa situación. A veces los jóvenes, por querer cumplir ese mandato de ´siempre hay que estar listos´, se fuerzan a tener relaciones sexuales sin tener en realidad ganas o cuando realmente no les gusta tanto una persona. Muchas veces, ´para cumplir´ (por mandato machista), recurren a drogas que tampoco son beneficiosas como el sildenafil, conocida como viagra. Ese medicamento les suele quitar confianza cuando no lo ingieren. Empiezan a sembrar una dependencia psicológica porque les brinda una falsa seguridad”, advirtió.

Infidelidad y ¿disfunción eréctil?
Los encuentros clandestinos o a escondidas pueden ser una fuente de presión y estrés emocional. Así como la experiencia es adrenalínica, también implica una tensión por el “deber de cumplir” y por la mentira. Wapñarsky le dijo a Con Bienestar que es clave entender que la disfunción eréctil puede ser situacional o generalizada.

“La segunda es cuando al hombre le pasa siempre y la primera, cuando le sucede en determinadas situaciones. A veces, frente a la situación de estrés y de culpa por un engaño, los hombres se sienten incómodos en el momento de tener sexo con un/a amante y por eso, no alcanzan la erección. Un hombre que es infiel no la pasa tan bien como se cree ya que esos encuentros a escondidas también generan mucho estrés porque hay mentiras, secretos y una situación de traición al vínculo primordial. El cuerpo habla frente a esas situaciones estresantes y puede reflejarse en una erección fallida”, argumentó.

¿Cuándo hay que consultar por la disfunción eréctil con un especialista?
Para la sexóloga, es muy importante que los jóvenes entiendan que las emociones, los pensamientos y la conexión con el otro son esenciales en la erección y en el goce del acto sexual. Por eso, recomienda que aquellos que regularmente tienen el problema de la disfunción eréctil, no se asusten y visiten a un psicólogo o sexólogo, independientemente de la edad que tengan. “Cuando entran en esos círculos negativos de ansiedad o anticipación, a veces es difícil que puedan salir solos. Y quizás con una o dos consultas con un sexólogo, el afectado puede adquirir técnicas para reducir esos factores que le están imposibilitando vivir una sexualidad plena”, sostuvo.

En paralelo, los especialistas recomiendan visitar a un urólogo o médico clínico sólo cuando la disfunción eréctil sucede en más del 50% de los actos sexuales. Algunos de los factores que pueden influir en la no erección son la diabetes mellitus, la presión arterial alta, el colesterol, los problemas de corazón, la obesidad y la ateroesclerosis.

La disfunción eréctil puede ser por un problema psicológico
Los sexólogos coinciden en que mayoritariamente el origen de la disfunción eréctil en menores de 40 años es “psicológico”, ya que la autoexigencia, la idealización de los cuerpos y del acto sexual “perfecto”, sumado a la presión, inciden directamente en ese problema. También puede estar relacionada con acontecimientos traumáticos del pasado, el temor al fracaso y las falsas expectativas.

En ese sentido, Wapñarsky afirmó que el miedo a fallar y ´no cumplir´ puede inhibirlos, volverlos tensos e inseguros, haciendo que la no erección vaya tomando terreno en sus vidas sexuales y ejerciendo, poco a poco, un efecto paralizante. Por eso, sostiene que lo primordial es no preocuparse en exceso, no frustrarse y buscar, en cambio, las posibles causas psicológicas o emocionales y pedir ayuda a especialistas que ofrezcan técnicas adecuadas para la relajación y conexión con el otro.

Se estima que el 21% de los hombres sufre problemas de erección con frecuencia, independientemente de la edad, lo que -sostenido en el tiempo- puede provocar frustración, inseguridad y baja autoestima.

Fuente: TN

Te puede interesar