Las 8 dietas sanas para acabar con los kilos de más

DIETAS Por Laura Martin [email protected]_publisher*
Si crees que lo tuyo no son las dietas estrictas, pero quisieras perder algo de peso, tenemos las recetas perfectas
1609233164_250355_1609233496_noticia_normal_recorte1

No sólo recetas, sino las mejores dietas, y las más sanas, para perder kilos extra sin volverte loco, ni pasar hambre, simplemente cambiando algunas rutinas de manera sencilla y cocinando de otra manera. Pequeños cambios para que lo notes de la mejor manera.

 
Si hiciéramos caso a los preceptos de siempre de la dieta mediterránea, no tendría que adoptar otro tipo de nutrición. Pero, como no siempre se cocina fresco, se consumen productos de temporada, legumbres, frutos secos, y se cocina de la manera más saludable... Vamos a ayudarte con alguna dieta para perder esos kilos de más que has cogido estos días.

Las dietas más saludables
Si ya has probado lo de beber mucha agua, reducir las porciones, darle al desayuno la importancia que merece y comer sólo saludable, ya estás haciendo mucho. Pero si aún así necesitas una pequeña guía, tenemos la solución.

La dieta Ornish: cambia los carbohidratos refinados como el pan blanco y la pasta por opciones integrales como pan integral o espaguetis de quinoa. Evita las grasas saturadas limitando muchos productos animales y alimentos procesados. Compra muchas frutas y verduras. Cambia los productos lácteos enteros por versiones bajas en grasa o sin grasa. Agrega meditación u otra técnica de manejo del estrés a tu rutina matutina. Planea pasar tiempo con amigos y familiares, es algo muy beneficioso para la salud. Además de dieta, ejercicio y el bienestar emocional como clave.

Dejar de cenar, o dinner cancelling, una tendencia que hemos realizado toda la vida. Te pasas comiendo durante el día y no puedes ni cenar. A veces no es necesario ni que lo plantees como dieta, surge según tu cuerpo se nota saciado. Pero funciona. Eso sí, come saludable durante el día.

Verde que te quiero verde, cuanto más verde, mejor. Una dieta basada en vegetales no sólo te ayudará a perder peso, sino que cuidará tu salud cardiovascular. Puedes seguir comiendo carne, pescado, pero que el protagonismo sea vegetal ayuda mucho.

Sentido común o la no dieta. Es fácil seguir sus reglas: no picar entre horas, hacer las cinco comidas al día, no comer hidratos de carbono por la noche, pescados blancos para cenar, evitar la sal y el aceite al cocinar, evitar las bebidas azucaradas y carbonatadas. 

La dieta de los colores, muy sencilla de seguir. Rojo para las proteínas, bien sean vegetales o animales (ej garbanzos, huevos, pescado, carne). Verde para los vegetales (por ejemplo, espinaca, brócoli, lechuga). Amarillo para los hidratos de carbono y azúcares (como pasta, patatas, arroz). Marrón para las grasas (como mantequilla, aceites). Azul para líquidos y condimentos (como café, té, perejil). Esta dieta es saludable ya que puede hacerse sin tiempo limitado, no conlleva restricciones, y no hay ningún alimento prohibido.

Dieta nórdica, tan saludable como la mediterránea. Destaca los alimentos locales, de temporada y nutritivos de Dinamarca, Finlandia, Islandia, Noruega y Suecia. Es bastante similar a la dieta mediterránea tradicional (de hecho, su inicio se basó en esta última, pero cambiando alimentos que no crecen en los países nórdicos por alimentos locales) en que enfatiza los granos integrales como la cebada, el centeno y la avena, las bayas, las verduras, los pescados grasos y las legumbres, y es baja en dulces y carnes rojas.

Wild Food, la dieta de Finlandia. Del bosque al plato, ya sea vegetal o animal, una dieta con un fuerte componente de relación con la naturaleza. Respeto por los productos e intentar sacar todo su sabor sin intervenir demasiado, ya sea en la carne, el pescado, las verduras, los frutos...  

Dieta Okinawa, tal vez el secreto para ser centenarios. Tres porciones de pescado a la semana, muchos granos integrales, verduras y productos de soja, tofu y algas, calamar y pulpo, que son ricos en taurina. También muchas legumbres, nueces, semillas, cereales integrales y apenas carne roja, productos lácteos o azúcar. También toman bastante té y tienen sobremesas muy largas. Una dieta semi vegetariana muy fácil de seguir. 

*Para as.com

Te puede interesar