Los beneficios de la harina de almendras

ALIMENTACIÓN Y SALUD Por Julia VOSCO
La harina de almendras se ha vuelto muy popular por su versatilidad y numerosas propiedades.
harina-almendras-2144303

La harina de almendras parece ser cada vez más popular en recetas y postres, pero seguro que te has preguntado si esta variedad es más saludable que la clásica harina refinada. 

Como informa la dietista Vanessa Rissetto en The Healthy, las harinas blancas refinadas que se usan comúnmente en productos horneados y panes carecen de muchos nutrientes importantes, como fibra, antioxidantes, vitaminas y minerales. No solo carece de estos nutrientes, sino que además hay estudios que señalan que este tipo de alimentos procesados están asociados con un mayor riesgo de enfermedades crónicas, como las enfermedades cardíacas y la diabetes de tipo 2.

Por ello, es recomendable plantearse utilizar alternativas como puede ser la harina de almendra, que proviene de las almendras crudas molidas (con o sin la cáscara). 

Entre las razones que han hecho que la harina de almendra se haya vuelto tan popular están su versatilidad y que no contiene trigo ni gluten, por lo que es una buena opción para las personas celíacas o intolerantes al gluten.

Estos son los beneficios para la salud de la harina de almendras que te convencerán para incluirla en tu próxima receta. 

Fuente de grasas monoinsaturadas
Las almendras son uno de los frutos secos más saludables, especialmente porque ayudan a prevenir enfermedades cardiovasculares.

Son una gran fuente de grasas monoinsaturadas de origen vegetal, que se ha descubierto que reducen el colesterol LDL (malo) y el colesterol total y aumentan el colesterol HDL (bueno). 

Tiene magnesio
Las almendras también son fuente de magnesio, un importante mineral saludable para el corazón.

Un puñado de almendras (alrededor de 24 gramos) contiene casi 80 miligramos de magnesio, aproximadamente el 20% de la ingesta diaria recomendada para un adulto.

Este mineral es importante para mantener niveles saludables de presión arterial, lo que reduce las probabilidades de padecer un infarto o un derrame cerebral.

Tiene menos carbohidratos netos
Los carbohidratos netos son el número total de carbohidratos menos el contenido de fibra.

Como explica Rissetto, con sólo 4 gramos de carbohidratos por 1/4 de taza, sustituir la harina blanca tradicional por harina de almendras es una gran manera de reducir la ingesta general de carbohidratos, y aumentar la ingesta de proteínas y fibras.

Reducir la ingesta general de carbohidratos y comer más carbohidratos complejos en lugar de carbohidratos refinados es una estrategia clave para controlar la diabetes tipo 2 y reducir el azúcar en la sangre.

Según los resultados de un reciente estudio, las personas que añadieron almendras a su dieta baja en carbohidratos tuvieron un control glucémico aún mejor que los que comieron dietas bajas en carbohidratos sin almendras.

Fuente de vitamina E
Un puñado de almendras proporciona alrededor de 7 miligramos de vitamina E, que es aproximadamente la mitad de lo que necesitas cada día, lo que la convierte en una de las mejores fuentes de esta vitamina con gran poder antioxidante.

Esta absorbe los radicales libres dañinos que pueden aumentar el riesgo de enfermedades del corazón y otras condiciones.

La mayoría de los estudios sobre la vitamina E encontraron que su consumo en alimentos como las almendras y la harina de almendra era más beneficioso y menos perjudicial que el consumo de suplementos de vitamina E. 

Tiene muchas proteínas y fibras
Aunque puede tener más calorías que la harina blanca, tambié es un alimento rico en proteínas y fibra, que ayuda a mantenerte lleno durante más tiempo, estabilizando tu apetito y ayudándote a comer menos calorías en general.

Estos son los beneficios de tomar fibra, según la ciencia

Un ensayo observó 2 grupos durante 12 semanas: uno comió una dieta baja en calorías con el 15% proveniente de las almendras y el otro comió una dieta baja en calorías sin almendras. El estudio mostró que ambos grupos perdieron peso, pero los participantes que siguieron una dieta baja en calorías con almendras perdieron más grasa total y grasa abdominal.

Las almendras contienen antioxidantes
Las almendras, especialmente la piel de las almendras, son uno de los mejores alimentos ricos en antioxidantes porque contienen varios compuestos vegetales antioxidantes, incluidos los flavonoides.

Los antioxidantes ayudan a neutralizar los radicales libres en el cuerpo que pueden contribuir a varias enfermedades, entre ellas las cardiovasculares, la diabetes de tipo 2, el cáncer y las enfermedades inflamatorias de las articulaciones, entre otras, según publica The Australian and New Zealand Journal of Ophthalmology.

La incorporación de más antioxidantes en la dieta es esencial para reducir al mínimo la inflamación y proteger las células del daño oxidativo.

Te puede interesar