Alimentos que protegen el corazón

ALIMENTACIÓN Y SALUD Por Carola LEVI
Comer un mínimo de 5 porciones de vegetales y frutas al día, eliminar el consumo de alimentos procesados con alto contenido en sal, azúcar y grasa saturada y realizar actividad física a diario protegen la salud cardiovascular, según la Fundación Española del Corazón. Esta es la lista de los alimentos cardiosaludables que no pueden faltar en tu cesta de la compra.
nueces-alimentos-corazon-kybG--1350x900@abc

Aceite de oliva, protector del corazón
El aceite de oliva virgen aporta un alto contenido de antioxidantes (polifenoles y carotenos) y vitaminas que ayudan a prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares. Los polifenoles son antiinflamatorios y antitrombóticos y ejercen un efecto cardioprotector ante la arterioesclerosis, según la Fundación Española del Corazón. Es rico en ácido oleico, grasa monoinsaturada que benefica los vasos sanguíneos y reduce el colesterol LDL (malo) en sangre, al tiempo que aumenta el colesterol bueno, HDL.

El cacao, protector del corazón
El alto contenido del cacao en flavonoides y en ácido oleico tiene efecto antioxidante y protege a las células del envejecimiento, además de ayudar a prevenir enfermedades cardíacas. Tal como explican en la Fundación Española de la Nutrición, su aporte nutricional ayuda a restaurar la flexibilidad de las arterias y evita que los leucocitos se peguen a las paredes de los vasos sanguíneos.

Nueces, frutos secos que protegen el corazónLa nuez es uno de los frutos secos que aporta una mayor cantidad de ácido alfa-linolénico, el ácido graso Omega-3 de origen vegetal. Su aporte de fitoesteroles y minerales ayudan a controlar los niveles de presión arterial y a prevenir las enfermedades vasculares. La vitamina B3 relaja los vasos sanguíneos y mejora la circulación de la sangre.

Las legumbres, una caricia para el corazón
Una dieta rica en legumbres no sólo reduce en un 14% el riesgo de infarto y angina de pecho sino que también ayuda a mejorar el estado de salud general al reducir significativamente los niveles de colesterol LDL (colesterol «malo») y contribuir a controlar el peso por su aporte en fibra y su escaso contenido graso, según la Fundación Española del Corazón. Las más consumidas son las lentejas, el guisante verde y los garbanzos.

Arándanos, cardiosaludables
Rico en antioxidantes que neutralizan los radicales libres y combaten el envejecimiento prematuro. Uno de sus componentes, el pterostiblelo, ayuda a proteger el organismo de enfermedades cardíacas y de la diabetes. Según estudios recientes, el arándano podía tener algún efecto sobre el síndrome metabólico, un conjunto de trastornos del metabolismo que aumentan el riesgo de padecer enfermedades cardíacas y que suele reflejarse en la presión arterial alta y el exceso en el abdomen.

Aguacate, protector cardiosaludable
Es rico en fibra alimentaria, grasas cardiosalusables y vitamina E. Posee además sustancias antioxidantes y micronutrientes como el ácido fólico, el hierro, el fósforo, el magnesio y el potasio. El aguacate contribuye al control de los triglicéridos y el colesterol en la sangre y su consumo se asocia al control de lípidos, glucemia y tensión arterial.

Brócoli, un alimento lleno de nutrientes
Su aporte de ácido fólico, zinc, hierro, calcio, vitamina K y antioxidantes contribuyen a proteger frente a los accidentes cardiovasculares y frente al envejecimiento de las arterias. El brócoli contiene pocas calorías y pocas grasas y destaca por su alto contenido en fibra, lo que ayuda a eliminar el colesterol «malo».

Arroz integral, el mejor para el corazón
A diferencia del arroz blanco, el integral es de grano entero, lo que incluye la cáscara fibrosa, el germen nutritivo y el endospermo. Su contenido en fibra ayuda a regular los niveles de azúcar en sangre, lo que permite controlar ciertas alteraciones cardiovasculares. A la hora de establecer diferencias nutricionales entre el arroz blanco y el integral, la versión integral es más cardiosaludable.

Te puede interesar