Coronavirus: descubren que una droga contra el colesterol evita que se reproduzca

Investigadores de la Universidad Hebrea de Jerusalén y del hospital Mount Sinai de Nueva York probaron con éxito el fármaco, que está en el mercado hace décadas.
0715israel-986954

Una droga para combatir el aumento del colesterol, que está en el mercado desde hace décadas, podría ser eficaz en el tratamiento para controlar la pandemia de coronavirus, afirman investigadores de la Universidad Hebrea de Jerusalén y del hospital Mount Sinay de Nueva York.

El eje de la investigación, desarrollada por los profesores Yaakov Nahmias y Benjamin TenOever, fue determinar las formas en que el virus SARS-CoV-2 altera los pulmones de los pacientes para reproducirse.   Según los investigadores, el virus bloquea la quema rutinaria de carbohidratos, lo que provoca la acumulación de grandes cantidades de grasa dentro de las células pulmonares, algo que el Covid-19 necesita para reproducirse.

La Universidad Hebrea destacó, según informó el sitio Israel Económico, que ese descubrimiento sobre el comportamiento del virus podría explicar por qué los pacientes con niveles altos de azúcar en sangre y colesterol tienen un riesgo más alto de desarrollar el coronavirus.

“Al comprender cómo el SARS-CoV-2 controla nuestro metabolismo, podemos recuperar el control y privarlo de los recursos que necesita para sobrevivir”, explicó Nahmias, ya que los virus son parásitos que carecen de la capacidad de replicarse por sí mismos, por lo que toman el control de nuestras células para poder cumplir esa tarea.

Teniendo en cuenta el comportamiento detectado en el virus, los dos investigadores trabajaron sobre el listado de fármacos aprobados por la FDA,  la agencia federal estadounidense que controla la comercialización de medicinas) que pudiera bloquearlo. Fue así que, en pruebas de laboratorio, Nahmias y tenOever descubrieron que el medicamento para reducir el colesterol conocido como Fenofibrato (Tricor) tenía resultados muy prometedores.

Las pruebas demostraron que, al permitir que las células pulmonares quemen más grasa, el Fenofibrato bloquea el control del virus sobre las células, y evita la capacidad de reproducción del SARS CoV-2. Según los investigadores, el medicamento logró que, en apenas cinco días de tratamiento, el virus desapareciera casi por completo.

Bloquear la capacidad de multiplicación del virus, antes que concentrarse en neutralizar su capacidad de ataque, cobra mayor importancia si se tiene en cuenta que diferentes estudios sugieren que la próxima vacuna sólo podrá proteger a los pacientes “durante unos pocos meses”. "Si nuestros estudios clínicos confirman nuestros hallazgos, este curso de tratamiento podría degradar la gravedad del Covid-19 a la de un resfriado común”, concluyó Nahmias.

Fuente www.perfil.com

Te puede interesar