¿Cuántas tazas de café se pueden tomar a diario?

Los expertos destacan que, en su justa medida y sin excesos, tiene propiedades beneficiosas para nuestra salud
cafe

No eres capaz de comenzar el día sin tu taza de café, tu auténtico despertador. Y tampoco perdonas el de después de comer. Si eres de las que te defines como 'cafetera', sabes de lo que te hablamos. Pero, ¿has pensado en cuál es la cantidad adecuada para aprovechar las bondades de esta bebida y evitar los inconvenientes motivados por ingerirlo en exceso? Tal y como nos explica Magda Pérez, Coach Nutricional de Carmen Navarro, la duda sobre cuál es la cantidad recomendable de café es un debate que se reabre de vez en cuando y, por eso, se realizan estudios con frecuencia para saber cuál es la dosis diaria adecuada.

Así, nos cuenta que según un trabajo publicado por la revista The American Journal of Clinical Nutrition, las personas que no toman café, o lo toman descafeinado, y quienes toman más de seis tazas al día tienen más probabilidades de desarrollar enfermedades cardiovasculares que quienes toman una o dos tazas, quizá porque el café aumenta la presión arterial.

Tomarlo con moderación
Además, la experta nos cuenta que según la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) advierte de que su consumo no debe superar los 400 mg de cafeína al día. Algo que en el caso de las embarazadas se reduce a un límite seguro de 200 mg diarios, unas tres tazas al día. En el resto de casos más de seis tazas al día puede ir en detrimento de la salud porque incrementa hasta un 22% el riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular (coincide este dato con el estudio previo).

Mejora nuestro rendimiento físico
Los expertos sí que destacan algunas de las indudables propiedades saludables de esta bebida, que, tomada con moderación, puede tener múltiples beneficios. Laura Parada, directora técnica de Slow Life House, nos explica por ejemplo que el consumo de café tiene propiedades estimulantes y, a nivel cerebral, inhibe las señales de cansancio, además de que produce mejoras cognitivas como acelerar la velocidad de reacción, la memoria y disminuir la fatiga mental. La experta coincide en que hay estudios que afirman que su consumo a largo plazo tiene un papel neuroprotector y reductor del riesgo de padecer enfermedades neurodegenerativas. Y está probado que mejora el rendimiento físico en deportes, ya que previene la fatiga y, por sus efectos en el sistema nervioso central, mejora el rendimiento y aumenta la capacidad anaeróbica.

Entre dos y cuatro tazas, la medida aconsejable
“Siguiendo los estudios realizados hasta el momento, tomar entre dos y cuatro tazas de café me parece una opción sensata”, nos cuenta la experta de los centros Carmen Navarro, que considera que con esta cantidad conseguiremos beneficiarnos de sus propiedades antioxidantes, su efecto cardioprotector, mantener nuestra mente activa... y además nos aporta energía e incluso aumenta nuestra resistencia física. “Una vez más, la moderación como en la de los alimentos que ingerimos, es una buena opción”, nos dice Magda Pérez.

Respecto a las contraindicaciones, Laura Parada nos cuenta que están ligadas a su alto contenido en cafeína, ya que su consumo genera un hábito y cada vez se necesitan más cantidades de cafeína para lograr el mismo efecto de reducir el cansancio. “Por este motivo”, coincide Laura Parada, “habría que evitar un consumo excesivo. Lo aconsejable sería consumir hasta tres tazas al día para disfrutar de sus beneficios y, al mismo tiempo, permanecer algún tiempo sin consumirlo para no acostumbrarse a él”.

Te puede interesar