Cómo evitar el síndrome del comedor nocturno

ALIMENTACIÓN Y SALUD Por Julia VOSCO
Aquella persona que cuida su dieta, analiza qué come y cuándo, moderando todo. Sin embargo, al llegar la noche realiza un comportamiento que puede poner en riesgo la salud.
Mujer-comiendo-noche

Se trata del perfil del comedor nocturno, el cual es un trastorno alimentario que se da con mucha frecuencia.

El síndrome del comedor nocturno se trata de una persona que en mitad de la noche se levanta con un deseo irrefrenable de acaparar todo lo que hay en la nevera. Pero durante el día tiene esa sensación de inapetencia o intenta dar una imagen de mantener una dieta equilibrada.

Consejos para solucionarlo
Analiza la actitud ante la comida: quizás, no tengas una buena relación con la comida. Sin embargo, hay pautas que pueden ayudarte a analizarlo.

Realiza un diario: anota durante semanas todo lo que has ido ingiriendo: este diario dietético permitirá ser consciente de los errores. Además, fíjate en los detalles, es decir, si estabas solo, a qué hora, qué estabas haciendo y cómo te sentías. Repasa las notas en la lista y verifica qué patrones se repiten con más frecuencia. Te resultará muy fácil saber cuál es el hambre emocional que se esconde detrás de tu actitud.

Estrategias para poder evitar el atracón

  • Come despacio. Es importante masticar las veces necesarias y disfrutar del sabor de los alimentos.
  • Reconoce la situación. Antes de abrir la nevera, es preciso preguntarte si tienes hambre o lo que te pide el cuerpo son calorías vacías.
  • Haz tu comida. Cocinar te ayudará a establecer una relación saludable con los alimentos.
  • Busca alternativas. En lugar de ir por comida, busca actividades como bailar, leer, realizar una manualidad o dar un breve paseo.
  • Define horarios. Haz 5 comidas al día, empezando por un buen desayuno. Así que no se trata de comer más, sino de porcionar la comida.

Te puede interesar